logo GDF/SEDEMA

Reforestar

Es plantar árboles en un lugar en donde ya no existen o quedan muy pocos. Cuidarlos y ayudarlos a que se desarrollen también forma parte de este proceso. Para que funcione, la reforestación requiere varios pasos: planeación y selección de tipo de planta a sembrar, selección de semilla, germinación, preparación del sitio, plantación y mantenimiento. Para que la reforestación sea exitosa, cada parte del proceso debe funcionar, de otra forma, los árboles no sobrevivirán y será dinero tirado a la basura, tal y como sucedió en muchos lugares con los árboles sembrados por el programa Proárbol. La reforestación y la plantación se deben llevar a cabo siempre al inicio de la temporada de lluvia para asegurar la sobrevivencia de los nuevos árboles y plantas.

Paseo de la Reforma

¡CSS Válido!

Esta página se ve mejor en el navegador Google Chrome.