logo GDF/SEDEMA

Los árboles emblemáticos del la Ciudad de México

Árbol de la noche triste:
Ubicado en Tacuba al oriente del D.F. En el tronco de este ahuehuete milenario el español Hernán Cortés lloró su derrota ante los mexicas una noche de 1520. Tiene una edad aproximada de 550 a 600 años.

Arbol de la Noche Triste El sargento de Chapultepec:
Se encuentra al pie del castillo y se puede acceder al viejo árbol siguiendo una calzada cercana a la Casa de los Espejos. Se cuenta que este árbol, también conocido como “El Centinela”, fue plantado por el gran poeta Nezahualcóyotl a petición de Moctezuma, e incluso, se dice que el señor de Texcoco fue quien plantó los primeros ahuehuetes en la zona en 1460. “El Sargento” vivió aproximadamente 500 años aunque hay quien afirma que de vez en vez florea alguna rama.

El Sargento de Chapultepec El Tlatoani:
Se calcula que vivió más de medio milenio; es un ahuehuete llamado “Tlatoani”, ubicado en la primera sección del Bosque de Chapultepec. En su base, ya sin corteza, aún conserva su majestuosidad.
Tlatoani Árbol de la vida:
Otro árbol sagrado del Bosque de Chapultepec, localizado cerca del “Tlatoani”; es uno que en realidad son dos ahuehuetes que crecieron juntos y con el tiempo unieron sus troncos desde la raíz, formando una “V”, se le conoce como “Árbol de la vida”, cuya sombra todavía cobija a los paseantes.
Arbol de la vida El Sabino de San Juan:
Ubicado en la plazuela de San Juan en la delegación Xochimilco, se dice que tiene una edad aproximada de 600 a 700 años. Se considera un árbol emblemático por su edad y buen estado físico, y por el cuidado que le brinda la población de Xochimilco.

El Boabab del periférico:
En el noveno piso de un edificio ubicado en el #184 del Bulevar Manuel Ávila Camacho a la altura de Polanco, vigila silencioso la Ciudad de México, asomando sus ramas a través de los polarizados vidrios del edificio.

Los baobabs adoptan la forma de botella durante la etapa de madurez, a partir de los doscientos años. En buenas condiciones, sobre suelo arenoso, con un clima templado y lluvias entre 300 y 500 mm pueden vivir hasta 800 o 1000 años, aunque se habla de ejemplares que han alcanzado los 4000 años. Algunos baobabs se ahuecan en la madurez y se convierten en grandes depósitos en los que se pueden almacenar más de seis mil litros de agua.

Ahuehuetes:
Taxodium mucronatum conocido como ahuehuete o sabino proviene del náhuatl ?hu?hu?tl que significa "Árbol viejo de agua", debido a que crece en lugares donde abunda el agua.

Sabino Son árboles que siempre tienen hojas, pues crecen hojas nuevas antes de que caigan las viejas. Su tronco puede llegar a tener diámetros considerables entre 2 y 14 metros y alturas de hasta de 40 metros. Produce semillas todo el año, sobre todo entre agosto y noviembre.

Son árboles longevos. Uno de los más antiguos, el árbol del Tule en Oaxaca, se estima que tiene alrededor de 2,000 años de edad.

El origen de estos árboles se remonta a la Era Mesozoica, entre 100 a 200 millones de años, cuando las coníferas dominaban el paisaje y formaban impresionantes bosques primitivos.

En 1921, para celebrar el centenario de la independencia mexicana, fue seleccionado como árbol nacional por su esplendor, belleza, longevidad, dimensiones colosales y tradición. Desde tiempos prehispánicos a estos árboles se les han atribuido cualidades sagradas, y han sido parte de leyendas y de la historia de diversas poblaciones y lugares.

Arbol de la Noche Triste Fresnos y Ginkgo biloba:
Miguel Ángel de Quevedo, “plantó en Xochimilco algunos fresnos y un Ginkgo Biloba en el Parque de la Bombilla”.

Fresno:
Originario del centro de México, desde Sinaloa y Durango a Veracruz y Chiapas hasta Guatemala. Habita en bosques húmedos de montaña, bosques de pino y pino encino. Vive en cañadas, bosques ribereños y barrancas, en altitudes entre 1,100 y 2,600 msnm. Utilizado para reforestación, producción de madera y herramientas, en apicultura y como medicina contra fiebre, paludismo y malaria.

Ginkgo biloba:
Originario del sureste de China, de fruto comestible. Ginkgo derivó del chino y significa “albaricoque plateado”. El nombre de “árbol de los 40 escudos” se debe al precio pagado en la compra de cinco ginkgos. Da frutos de olor muy fuerte, por lo que en muchas ciudades solamente se utilizan árboles masculinos. Muy utilizado por sus propiedades terapéuticas. Única especie de este género.

Ginkgo Biloba

¡CSS Válido!

Esta página se ve mejor en el navegador Google Chrome.